Inicio » El observatorio constitucional » Leyes chatarra. Publicado en el Diario El Comercio (Edición Regional), Sábado 8 de Junio de 2013.

Leyes chatarra. Publicado en el Diario El Comercio (Edición Regional), Sábado 8 de Junio de 2013.

Carlos Hakansson

Doctor en Derecho (Universidad de Navarra)

Profesor de Derecho Constitucional (Universidad de Piura)

Titular de la Cátedra Jean Monnet (Comisión Europea)

La reciente aprobación de la llamada ley contra la comida chatarra (Ley 30021), su oportunidad y decisión para aprobarla, nos hace pensar en el orden de prioridades que tienen y han tenido los gobernantes y parlamentarios en materia legislativa; al respecto nos preguntamos: ¿cuántas leyes necesita un país para regularse mínimamente?; en la actualidad, en los países con mayor tradición constitucional, como el Reino Unido por ejemplo, producen menos leyes que cualquier país europeo continental o iberoamericano.

La ley, como ordenación de la razón, dada para el bien común y promulgada por una autoridad competente, solo debería regular lo que se torna urgente e importante para el desarrollo y progreso de una comunidad política; también para modificar la legislación cuando surjan circunstancias que justifiquen su enmienda; o para derogar las leyes existentes que con el tiempo hayan devenido en antiguas o vetustas. Por eso, al oír hace pocos días que nuestros congresistas han propuesto un proyecto de ley para que el curso de educación física retorne a los colegios públicos, no nos queda otra opción que preguntamos: ¿acaso no era claro que la correcta educación y el deporte son complementarios en la formación de la persona? Como sabemos, los antiguos griegos, padres de los juegos olímpicos, decían “mente sana en cuerpo sano” nos brinda la respuesta y solución a la preocupación de los legisladores.

Por otra parte, si nos fijamos en las normas que carecemos, como: un código de trabajo, una ley que regule las huelgas, la esperada reforma tributaria, una norma que regule mejor la regionalización y nos diga claramente cuáles son las competencias que conservará el Estado central, las competencias que retendrán las regiones y las que ambos compartirán, habríamos avanzado en un conjunto de normas de necesidad urgente. Sin embargo, nos damos cuenta de que nos hemos llenado de “leyes chatarra”, y no sabemos cuántas rigen en la actualidad o si siguen siendo operativas, y si lo son tampoco sabemos si han sido eficaces.

Una política en favor de la promoción de la alimentación saludable para niños, niñas y adolescentes puede ser más efectiva con una buena campaña nacional de educación saludable, organizada por los ministerios de salud y educación, no mediante una ley que puede afectar la economía de los medios de comunicación privada, que se ocupan del periodismo de investigación, y cuyos ingresos dependen de sus anunciantes.

Leyes chatarra

*****

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: